Con un acto de unidad el Gobierno Bonaerense lanzó el Programa M.E.S.A

En el medio de las tensiones en el Frente de Todos (FdT), Axel Kicillof se mostró nuevamente con Máximo Kirchner. En esta oportunidad fue en el contexto de la presentación del plan Módulo Extraordinario para la Seguridad Alimentaria (MESA), en la que también participaron funcionarios nacionales como Juan Zabaleta, ministro de Desarrollo Social, o la Presidenta del Consejo Nacional de Coordinación de Políticas Sociales, Marisol Merquel.

El gobierno de la provincia de Buenos Aires presentó el programa Módulo Extraordinario para la Seguridad Alimentaria (MESA), que consta de un sistema de viandas y bolsones de comida a entregarse en escuelas. Insumirá una inversión de 16 mil millones de pesos por parte del Ejecutivo más una erogación mensual de 5 mil millones de pesos de parte de la administración de Kicillof.

Asimismo, el cierre del acto estuvo a cargo del mandatario bonaerense, quien luego de describir y elogiar el programa concluyó su discurso con un mensaje de unidad en medio de la feroz interna que se vive en el Frente de Todos por las diferencias en la gestión en general y en el combate contra la inflación en particular.

“Lo que quiero hacer es agradecerle a Juanchi y, a través de él, al Presidente porque esto no se hubiera podido hacer sin la ayuda del gobierno nacional”, finalizó su alocución Kicillof, quien luego se saludó con el ministro que responde a Alberto Fernández.

El gobernador también resaltó la importancia del programa alimentario y disparó contra la oposición: “Yo sé que hay quienes no lo entienden, que no están de acuerdo, que ideológicamente les duele, pero las escuelas de la provincia de Buenos Aires no solo imparten educación sino que son el centro de la comunidad. Por eso ahí se acompaña, se da de comer, se crea ciudadanía”.

Y luego agregó: “Fíjense que no había forma de privar a los pibes que comían en las escuelas por la cuestión de la pandemia. Por primera vez iban a la escuela a buscar el módulo para seguir con los estudios, pero también iban a buscar el módulo de comida. La comunidad entera se dedicó a cuidar a su barrio, a su municipio y las familias de la provincia de Buenos Aires”.

Asimismo, el ex ministro de Economía hizo referencia a las dificultades económicas que está generando la situación internacional y sostuvo que “era importante continuar con el servicio alimentario escolar y al mismo tiempo con el módulo alimentario”. “A partir de mayo con los aumentos, a partir de ahora en todas las escuelas, vamos a tener estos dos elementos que contribuyen, por un lado, a sostener la economía y, por el otro, a sostener el bienestar”, resumió.

Y sentenció: “Hemos vivido ataques tremendos contra la salud pública, contra la vacunación, contra la educación y la escuela pública, contra el papel del Estado en la provincia de Buenos Aires. Les quiero decir que el compromiso del Estado bonaerense con el bienestaer de nuestro pueblo es inclaudicable. Digan lo que digan, vamos a seguir trabajando por toda nuestra gente”.

Si bien no dijo ni una palabra, la presencia de Máximo Kirchner, también fue considerada como un gesto hacia el albertismo. Además, tanto Andrés “Cuervo” Larroque, de La Cámpora, como el intendente de Florencio Varela, Andrés Watson, dieron discursos en los cuales elogiaron a Zabaleta y pidieron la unidad del Frente de Todos.

Al momento de hablar de cuánto se destinaría para el módulo alimentario, Larroque expresó: “Llegamos a una inversión anual de 111 mil millones de pesos. Por favor, hagan la cuenta que hagan, con el apoyo, por supuesto, de Juanchi, del Presidente y el esfuerzo de todo el Estado provincial”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.